Cómo puedo aprender Feng Shui

¿Quieres aprender a utilizar el Feng Shui y no sabes cómo empezar?

No te preocupes. Esto es lo que tienes que hacer.

1. Empieza de cero. Olvida todo lo que hayas leído en revistas o libros, lo que hayas visto en programas de televisión o lo que te haya dicho la amiga de tu amiga, etc. Esto es importante porque, lo que te voy a ir explicando en cada entrega en ¿y cómo? serán las bases de tu aprendizaje. Cuando vienes sin la disposición de aprender desde cero corres el riesgo de confundirte o no “utilizar” conceptos y formas que aquí te recomendaré, simplemente porque choca con lo que tú has leído o visto.

2. Todo comienza con el Chi. Te pido que leas nuestro artículo sobre el Chi (¿qué es el Chi?), de forma básica te sirve para entender cómo funciona la energía en el cielo, la tierra y el hombre. Ahora que si quieres aprender profundamente cómprate el libro del Dr . Yang, Jwing-Ming que se llama The Root of Chinese Qigong. Es importante que conozcas y domines el concepto de Chi, ya que de él depende todo. Si no entiendes cómo funciona la energía no podrás usar el Feng Shui adecuadamente. Entender el Chi te dirá cómo usar los elementos, los trigramas y entender porqué tú Chi es diferente y único. Por supuesto, en otros artículos te diré cómo conocer y manejar tu Chi, pero para el Feng Shui conocer cómo funciona es suficiente.

3. Los cinco elementos o cinco fases . Es importante que conozcas y aprendas las ropiedades y ciclos de los cinco elementos. Después de leer nuestro artículo ¡ponte a practicar! En tu casa o negocio observa los colores que tienes. ¿Qué elementos hay? ¿Cómo es el ciclo de esos elementos? Si no practicas nunca podrás ser una buena practicante de Feng Shui. Un buen consultor de Feng Shui sabe cómo es la energía de un lugar de solo ver las formas y colores del lugar. Fíjate en que lugares te sientes más cómoda, ¿hay árboles-madera?, estás cómoda en lugares con agua o prefieres los lugares áridos, etc. Lo que nos lleva al siguiente punto.

4. Aprende a escuchar a tu Chi. Aprende a conocer tu cuerpo y su energía. Pon atención en lo que sientes. En tu casa ¿qué lugar prefieres para descansar? Olvídate de dónde está la cama o tu sofá preferido, piensa y siente en qué lugar te relajas casi automáticamente. De igual forma fíjate que espacios te generan estrés o te hacen sentir inseguro, etc. Si observas con cuidado a los perros o gatos –aunque todos los animales lo hacen, pero esos nos son más cercanos- te habrás dado cuenta de que, para acostarse y descansar buscan un lugar específico, no es cualquiera. Además se acomodan de forma especial, ellos deciden hacia qué lugar –o montaña para nosotros los practicantes de Feng Shui- dan la espalda. Bueno, eso es lo que debemos hacer. Buscar y conocer los mejores lugares para nosotros. Pero no lo sabrás usar adecuadamente si no te pones la atención suficiente. Si tienes un bebé será más fácil para ti observar el mismo comportamiento. Recuesta al bebé en diferentes lugares de tu casa y observa, ¿llora?, ¿está inquieto o tranquilo? Observa que lugar busca para sentarse cuando ya gatea, etc.

5. Mantente en este sitio. Cada semana publicaremos artículos que juntos, son un curso completo de Feng Shui. Aquí en www.ycomo.com aprenderás todo lo que necesitas para practicar. En algún momento te sugeriré ejercicios para que vayas adquiriendo confianza en la aplicación de los conocimientos. Es importante que no intentes dar consejos o curas sin terminar nuestro curso porque podrías cometer un error y perjudicar la salud o fortuna de tu familia o amigos. No tardaremos más de tres meses en este curso, así que ten paciencia, aprende y practica.
Autor: Nadia Huerta - Foto:flickr.com/tronathan